Explosiones y denuncias de sabotaje por la fuga en las tuberías que unen Rusia y Europa

Dos explosiones submarinas fueron informadas en el mar Báltico a la altura de Dinamarca antes del descubrimiento de tres fugas en los gasoductos Nord Stream que unen Rusia con Europa, en medio de sospechas de sabotaje y una tensión en aumento tras la finalización de los referendos de anexión en cuatro territorios ucranianos ocupados por fuerzas rusas.

El Instituto Sismológico Sueco informó que registró “dos liberaciones masivas de energía” poco antes y cerca del lugar de las filtraciones de gas en las costas de la isla danesa de Bornholm, indicaron.

“La primera ocurrió a las 02.03 HS. hora local, justo al sureste de Bornholm, con una magnitud de 1,9. Luego observamos otra a las 19.04 HS. otro incidente un poco más al norte que parece haber sido algo más potente. Calculamos una magnitud de 2,3”, informaron.

La red sísmica noruega, confirmó también haber registrado “una explosión más pequeña” en las primeras horas del lunes, “seguida de otra más potente” ese mismo día.

Los gasoductos Nord Stream 1 y 2 centraron la tensión geopolítica de los últimos meses en Europa, desde que Rusia cortó su suministro a Europa en respuesta a las sanciones occidentales contra Moscú por la invasión de Ucrania.

La OTAN afirmó que los referendos son una “violación flagrante del derecho internacional”, e Israel avisó de que no reconocerá tampoco los resultados de los referendos.

Igualmente, la ONU dijo apoyar “la integridad territorial de Ucrania” en sus fronteras “reconocidas”.

Compartir