Todos querían su chocolatin Jack

Todos querían su chocolatin Jack, el más famoso de todos.

El que traía cohetes, autitos y animalitos fueron las primeras sorpresas, antes de que aquellas famosas colecciones empezaran a ser anunciadas en la revista Anteojito. Año tras año crecía la variedad de sorpresas y quizás su principal atractivo consistía en que estaban basadas en figuras nacionales: personajes de televisión, Titanes en el Ring, creaciones de García Ferré o personajes de Dante Quinterno.

En 1983 se lanzó la colección Superhéroes y en los ’90 se intentó sin éxito con figuras planas de payasos, jugadores de fútbol, autitos y otros personajes.

Los tiempos dorados fueron los años 70´s. En aquel tiempo el nuevo catálogo incluía personajes como Firulete, Ratonius Ratus, Tío Antifaz, Gutiérrez y Gran Hampa. Todas las colecciones incluían animales, pero los chicos buscaban conseguir los personajes televisivos. En 1971 aparecen El Zorro, Tarzán, Manuelo y el terrible Raimundo.

EN LOS 80´s traería importantes noticias para los amantes del comic: personajes de DC (Batman, Mujer Maravilla, Superman) y de Marvel (Capitán América, Hulk, Los Cuatro Fantásticos, el Hombre Araña), se presentaban en pequeñas historietas aparecidas en la revista Billiken con un nuevo slogan: “Cada, vez que abrís un Jack…salta la aventura!”.

También los fanáticos de la televisión se contentaron al descubrir las esculturas de El Chavo, El Chapulín Colorado, Astroboy y también de nuestro querido Carlitos Balá.

El chocolatín Jack, quedará para siempre en nuestra vida y siempre recordaremos aquellas épocas en las que las personas se emocionaban con un chocolatin.

Compartir